9 may. 2010

Para Carmela, el 9 de mayo de 2.010

El 9 de mayo de 1.931 se produjo en Sevilla un acontecimiento único y cambiaría el destino de todos los que podemos contarlo, el nacimiento de una niña que daría poco que hablar pero que sin embargo las estrellas del firmamento pusieron sus ojos en ella, decidieron que cuando fuese creciendo lo hiciese en una familia numerosa y rodeada de hermanos y hermanas, de un padre muy padre y de una madre sensible ante la vida dura de aquellos tiempos.

El Dios de, su Fe, que nunca le ha faltado, le inició en la dura realidad de la infancia de esa época de los años 40, años que todos los que la han vivido sólo pueden presentarlos como parte de una década donde el sacrificio estaba en la vida diaria y en cada minuto de la existencia, y ella tuvo una infancia acompañada no de juguetes y de juegos sino de asuntos de madre postiza con sus hermanos más pequeños, después vino la ida para siempre de su padre, ese hombre que según ella misma nos cuenta, lo mismo diseñaba un vestido que arreglaba una caldera, y que dejó una huella tan honda en su adolescencia que aún se acuerda de él a diario.

Tras ponerse a trabajar de aprendiz en esa Peluquería Walter que tanto hemos sabido los que íbamos a ver pasar La Estrella en los Domingos de Ramos, en la esquina de Rioja y que seguro que nuestros hijos y nuestros nietos lo seguirán comentando, para ello nos encargaremos los que debemos hacerlo, fue durante esa época que conoció y se hizo novia del hombre que aún la acompaña actualmente, que es el padre de sus hijos y al que tras casarse ha seguido por las diferentes ciudades de España por donde fue destinado.

Y fue en esas ciudades donde ella engendró y parió a los que siempre seremos sus hijos, que con su fuerza, su bondad, su cariño, al fin ya al cabo el AMOR que sólo sabe dar una madre como ella. Porque madres hay muchas y no voy a decir como la copla … a ti te encontré en la calle.. si no más bien que nuestra madre Carmela como le dicen las que la conocen, es UNICA.

Podemos hablar mucho de ella, pero si nos preguntaran, todos los hijos, sus nietos, su yerno y sus nueras dirían al unísono, ES QUE ES MAS BUENA QUE EL PAN.

¿Y os parece poco que a una mujer que cumple 79 años digan todos los que la conocen que ante todo es muy buena? Qué difícil es escuchar eso en estos tiempos. ¿Que clase de persona puede ser para que no haya ni uno sólo que pueda decir lo contrario?

Pues una persona ESPECIAL, no sólo es nuestra madre, abuela y suegra, es CARMELA.

Por todo el tiempo en que te has ido encontrando piedras, y en muchas ocasiones pedruscos en el camino de la vida, y que aún hoy sigues sufriendo cuando cualquiera de nosotros sufre, llora, se pone enfermo o en definitiva sigue la corriente de la vida, te queremos decir que has salvado con éxito cada de uno de esos obstáculos y que hay mujeres fuertes pero como tu muy pocas, y quien crea lo contrario es que no sabe de la vida nada.

ESPOSA, MAMA, SUEGRA, ABUELA Y AMIGA queremos que sepas que te queremos como poco se puede querer, que ese firmamento que contempló tu nacimiento sevillano, sigue vigilando tu vida y que no dudes que el mejor premio que puedes alcanzar en este mundo es el cariño y el amor que te procesamos todos los que te conocemos.





¡¡MUCHAS FELICIDADES A QUIEN SÓLO SABE DAR SIN PEDIR NADA A CAMBIO!!

Noticias al día de Radio Chapuza

Si seguimos concediendo a los políticos mediocres nuestro voto, acabaremos así.

Señores Presidentes escuchen esta canción que ha detestado hasta la SGAE